Recientes

La lactancia materna gana terreno en España

El 71% de las madres da el pecho a sus recién nacidos durante las seis primeras semanas de vida


La lactancia materna gana terreno en España. Según la Encuesta Nacional de Salud, el 71% de las madres da el pecho a sus recién nacidos durante las seis primeras semanas de vida; sin embargo, este porcentaje se reduce al 66% cuando tienen tres meses y al 47% a los seis meses. La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda alimentar exclusivamente a los bebés con leche materna durante los primeros seis meses de vida y aconseja mantenerla como complemento a la alimentación sólida hasta los dos años de vida, algo todavía insólito en nuestro país.
No hay duda de que la lactancia materna es la mejor forma de alimentar a los bebés en sus primeros meses de vida, siempre que sea posible. La leche materna no solo cubre todas sus necesidades de nutrición e hidratación, sino que además fortalece las defensas del bebé, previene los cólicos y las alergias, favorece el descanso... Las ventajas se extienden asimismo a las madres, ya que la lactancia materna ayuda a la recuperación del cuerpo tras el embarazo y el parto, fomenta el apego con el bebé reduciendo el riesgo de depresión posparto e incluso previene el cáncer de mama.
Los efectos protectores de la lactancia contra la atopía pueden extenderse hasta la adolescencia
Los efectos protectores de la lactancia materna exclusiva hasta los seis meses contra la atopía —riesgo de desarrollar alergias, los eccemas y las alergias alimentarias y respiratorias— pueden extenderse hasta los 10 años del niño y su adolescencia. Así se ha manifestado desde el Hospital Nuestra Señora del Rosario (Madrid), con motivo de la Semana Mundial de la Lactancia Materna.
La lactancia también puede tener efectos muy beneficiosos para el bebé en relación al asma, ya que puede proteger al bebé de manera total, aunque esta afección tenga una carga genética muy potente, según informa Europa Press. «El calostro y la leche materna contienen una cantidad de moléculas que pueden influenciar en la respuesta inmune del tejido linfoide intestinal del neonato», ha recordado la neonatóloga del citado hospital, la doctora Leticia Ruiz.
De hecho, la leche materna ayuda a la maduración de la flora intestinal de los bebés, también llamada microbiota, que en última instancia estimula el funcionamiento del sistema inmunológico.
Los beneficios de la lactancia pueden aumentar si «durante el embarazo e inicio de la lactancia las mamás reducen los alimentos potencialmente alergénicos de su dieta, retrasando la introducción de estos alimentos en la dieta de los bebés», ha subrayado la doctora Ruiz.
Desde Bebitus, tienda online para bebés, confirman el creciente interés de sus usuarios en España por la lactancia materna, aunque advierten de que nunca debe ser una obligación: «Cada vez recibimos más consultas sobre productos para la lactancia materna por parte de las madres y padres que apuestan por esta opción», explica Cristina Morón, atención al cliente de Bebitus. «Sin embargo, conviene recordar que no en todos los casos es posible optar por la lactancia materna y que, cuando no es factible la lactancia materna exclusiva, las otras opciones también son perfectamente adecuadas para los bebés, incluida la lactancia con leche de fórmula».
En este sentido, cada vez más familias optan por enfoques como la lactancia materna en diferido, que consiste en extraerse leche materna para poder darla al bebé con biberón, por ejemplo si la madre vuelve al trabajo o necesita descansar de las tomas nocturnas; la lactancia materna mixta, que combina la leche materna con leche de fórmula para los casos en que la producción de leche materna es insuficiente; o la lactancia materna complementaria, que apuesta por seguir dando el pecho cuando el bebé ya ha empezado a tomar alimentos sólidos, tal y como recomienda la OMS.

Fuente : ABC.
Madrid  .  31/07/2018 01:01h
« PREV
NEXT »